Mar Chiquita

Miramar en busca de su resurgimiento

Un viaje especial y diferente, los senderos de las sierras fueron reemplazados por el vuelo de los flamencos y las historias de un sitio que tuvo una epoca de esplendor hasta que los caprichos de la naturaleza marcaron su destino...

Hemos podido cumplir un viejo anhelo, conocer ese mar mediterraneo de hermosos contornos y naturaleza; Mar  Chiquita. Llegamos a Miramar por Totoral y nos encontramos con un marco extraordinario, sugestivo y atrayente. Pudimos embarcados y caminando por sectores secos de la laguna, apreciar la fabulosa fauna del lugar y particularmente el gracil vuelo de los flamencos rosados, conocer la historia y acercarnos a su esplendor en el tiempo que la visitaban mas de 70 mil turistas y cerrar nuestra estada con una caida del sol y una visita a medianoche al hoy abandonado Hotel Viena que son inolvidables. Espero disfruten de las imagenes y puedan acompañarnos en este viaje. Con el afecto de siempre, Jorge Gonzalez

1424 lecturas

  1. no hay comentarios para esta noticia ...