A diez años del crimen de José Luis Cabezas los asesinos caminan por las calles

Comunicado del Prensa del Circulo Sindical de la Prensa de Córdoba

José Luis Cabezas fue asesinado en Pinamar el 25 de enero de 1997 era fotógrafo e informaba. Por eso el poder lo definió como su enemigo y puso en marcha un mecanismo criminal que la Justicia nunca pudo o quiso desentrañar.

La mora judicial en la investigación y la complicidad del poder político terminaron derivando en lisa y llana impunidad y en algunas condenas que resultan insignificantes en relación a la trascendencia de uno de los crímenes más graves desde la vuelta a la democracia en la Argentina.



Así también llegó tarde -y en algunos casos nunca- la justicia a las víctimas del terrorismo de Estado, los atentados a la Embajada de Israel y la AMIA, la explosión de la fábrica militar de Río Tercero, la represión que en diciembre de 2001 se cobró la vida de 33 argentinos y la que asesinó a Darío Santillán y Maximiliano Kosteki. Así también se muestra impotente frente al intento de imponer el terror con los secuestros de Jorge Julio López y Luis Gerez.



Por eso la sociedad civil carga hoy con la obligación de no olvidarse de José Luis Cabezas. Hacerse cargo de su memoria y denunciar la impunidad de su crimen, es también luchar por una sociedad más libre y más justa.



El Círculo Sindical de la Prensa y la Comunicación de Córdoba suma su voz al reclamo de memoria y justicia expresado en el “no nos olvidemos de Cabezas” y adhiere al minuto de silencio que se realizará, mañana a las 19,30, en las redacciones y servicios informativos de todo el país.





Córdoba, 24 de enero de 2007.-
Claudia Cepeda
Cispren

1293 lecturas

  1. no hay comentarios para esta noticia ...