Aunque hay menos este año, el rally tiene sus espectadores vip

Llevaron a los espectadores en helicóptero para seguir el tramo

En carpas ubicadas estratégicamente se pagan hasta $1.000 para ver la carrera. El programa incluye desayuno, almuerzo, shows y desfiles de modas.Hay tres categorías de carpas: fanatic $350,las gold $660 platinum $1000

Ver el Rally de Argentina no es una tarea fácil. La mayoría de los caminos que recorren los participantes se cierran al paso de los autos particulares con muchas horas de antelación y los fanáticos deben ir la noche anterior para ocupar un buen lugar en las sierras. En la etapa de hoy, por ejemplo, los organizadores calcularon que cerca de 350 mil personas se ubicaron al costado de las rutas. Pero hay una opción diferente, mucho mejor y algo costosa.

La organización dispone cada año de las llamadas "Carpas Vip", que define como verdaderos parques temáticos ubicados en lugares estratégicos de la carrera. Este observador se ubicó en uno de esos sectores, en las cercanías de Capilla del Monte, en medio de la prueba especial 4 que une esa ciudad con San Marcos Sierra. El sector comprende una docena de carpas, varios kioscos de las empresas que patrocinan el rally, estacionamiento, baños químicos y cinco tribunas desde donde se puede ver a los autos. El lugar es espectacular, cerca del mítico cerro Uritorco, porque hay un salto, una amplia curva a la derecha donde los coches se cruzan totalmente y una recta por donde se los ve irse rumbo a las sierras. Y hay replay, porque el rally hace dos pasadas por ese sitio.

Las carpas tienen tres niveles. Las Fanatic, cuestan $ 360 por día y tienen capacidad para 1.000 personas. Las Gold deben pagarse $ 660 y albergan a 350 espectadores. Y las Platinum son lujosas: $ 1.000 para sólo 100 elegidos. Todas ofrecen gastronomía y bebidas "all inclusive", con diferentes calidades según el sector. Hasta los baños son diferentes. En unos hay simplemente baños químicos y en las más caras servicios "como en casa".

El programa incluye desayuno, almuerzo, shows, desfiles de modas. Para ser claros: en los asadores había 80 chivos, 150 costillares, 750 kilos de carne y 2.500 chorizos. Más fiambres, empanadas, locro, panchos, postres y bebidas de todo tipo, incluyendo un costoso champán en la Carpa Platinum.

El show de anoche estuvo a cargo del Grupo Buff, que hizo covers. Los chicos cobraron $ 2.500 por el recital en un escenario muy bien equipado. Las mozas que atendían las mesas recibieron $ 150 por día. Y los asadores prefirieron no revelar sus ganancias.

Pero lo más divertido fue la "guerra" entablada entre la gente de las carpas y quienes estaban enfrente, en un descampado, donde no necesitaron pagar nada para ver el rally. Los de enfrente, como una hinchada en la cancha, comenzaron a cantar contra los vip: "Son todos...", y ahí dudaban de la sexualidad de sus rivales. Los exclusivos respondieron con otro canto: "Son todos pobres...", refiriéndose a los espectadores que no accedieron a las carpas.

Pero más allá del folclore tribunero, todos disfrutaron del manejo de los expertos del rally. Algunos de la carpa Platinum tuvieron otra visión de la carrera: en tandas, los llevaron en helicóptero para seguir el tramo. Pavadita de espectadores....

Clarin

1384 lecturas

  1. no hay comentarios para esta noticia ...